Muebles vintage en las nuevas decoraciones

La mayor parte de los catálogos de decoración, muestran fotografías relucientes de las habitaciones de casas decoradas en un estilo particularmente, así sea tradicional o bien moderno. Contrario a lo que se cree, puedes conjuntar los muebles de estilos tradicionales y modernos sin hacer que una habitación luzca desorganizada. Agregar estos 2 estilos de decoración de manera exitosa se trata de estrategia.

Escoge 3 colores o bien tonos primordiales para la habitación. Los colores deben complementarse o bien contrastar de forma armónica. Por poner un ejemplo negro, lavanda y colorado van bien juntos, y ofrecen contraste, al tiempo que los colores cálidos como café claro, naranja y siena se complementan entre ellos. Todos y cada uno de los muebles de la habitación han de estar en uno de estos colores, sin importar lo más mínimo si son tradicionales o bien modernos.

Adquiere muebles de un estilo particular, así sean modernos o bien muebles vintage. El estilo que escojas para tu mueble primordial, quiere decir que tus muebles y accesorios han de ser del estilo opuesto. Por servirnos de un ejemplo, puedes tener una cama tradicional y un sillón con una mesa y lámparas modernas. Tomar esta resolución, te asistirá a guiar tus opciones conforme decoras la habitación.
Escoge muebles en el estilo que hayas decidido, siempre y cuando estos muebles no sean muy valientes o bien apabullantes o bien combinen con tu esquema de color designado, debes tener una habitación con apariencia equilibrada y armoniosa. Por poner un ejemplo, una silla de toque minimalista podría ir bien con un escritorio o bien cama grande y vintage. De otra forma, una mesa de madera tallada podría ir bien con un sofá moderno al tiempo que la mesa no sea dominante.
Escoge accesorios ornamentales en zalema, estos elementos asistirán a entregar a la habitación una apariencia terminada y va a dar una transición entre los muebles primordiales y los muebles auxiliares. Escoge dispositivos de iluminación, tapetes y floreros en tus colores y estilos designados. Por poner un ejemplo, un candelabro grande en un estilo designado es una forma de aunar la habitación.
muebles vintage
Pinta las paredes, del mismo color que la pieza de mueble estilo vintage más grande que tengas. Por poner un ejemplo, si el sofá tiene un marco turquesa, pinta la pared de ese color. Si no eres mañoso con la pintura, pon empapelado en las paredes. Si las paredes tienen exactamente el mismo color que el mueble, se produce un equilibrio en un espacio que sería embrollado.
Incorpora elementos con tonos tiza, para compensar los tonos refulgentes y vibrantes de los muebles vintage. Por servirnos de un ejemplo, si tienes una silla de color esmeralda, pon un cojín de color beig para producir unidad entre las 2 piezas; asimismo esto crea una apariencia con inspiración victoriana o bien francesa.
Cubre las mesas auxiliares con lona, con diseños florales y acentúa las ventanas con encajes. Si usas el mobiliario vintage para decorar una habitación, pon un cubrecama de felpilla suave.
Cuelga una compilación de imágenes sobre una pared: cerciórate de que tengas una pluralidad de estilos de marcos a fin de que combinen con el moblaje desparejado. Si prefieres que los marcos tenga un color uniforme, emplea diferentes tamaños para sostener el estilo ecléctico.
Pon una alfombra artesanal bajo la mesa de centro. Las alfombras trenzadas son ideales, mas cualquier alfombra que no tenga un estilo demasiado moderno puede conjuntar con la decoración que la rodea.
Imprime imágenes en tono sepia y enmárcalas para ponerlas sobre los guardarropas y las cómodas con estilo vintage.
Añade otros accesorios y piezas de compilación sobre la repisa de la chimenea; puedes poner una caja de vidrio con alhajas vintage o bien piezas de arte abstractas.

 

Comments are closed.